Sainz se aleja de la presión: "La primera victoria siempre es un alivio"

El deporte español añade una nueva hoja de laurel a sus éxitos deportivos, Carlos Sainz ha obtenido su primera victoria en Fórmula 1, es la número 33 de un piloto español en la categoría. Después de rozarla con los dedos en Canadá, la victoria al fin ha llegado y no sido fácil, el piloto madrileño se quita la presión de encima como ha comentado al diario AS: “La primera victoria siempre es un alivio. La pole no lo era, pero esta victoria sí se siente como un alivio, ya la tengo".

"Pero estoy seguro de que voy a luchar por más, seguiré mejorando con este coche para hacerlo posible. Nunca dejé de creer en que esta victoria llegaría. Este año ha sido duro para mí, pero en Mónaco y Canadá estuve muy cerca. No hay que dejar de creer, eso me lo ha enseñado este deporte. En mi carrera nada ha llegado fácil, pero este es el mejor ejemplo de que estas cosas llegan”. Por momentos la carrera no fue fácil y para algunos llego a aparecer imposible, pero mantuvo la mente fría, siguió empujando y las oportunidades llegaron:

Durante la carrera me decía a mí mismo que aunque estuviera sufriendo para seguir en carrera, me tenía que mantener lo más cerca posible a Charles. Luego tuve que empezar a gestionar el combustible y en esta pista te hace perder mucho tiempo, por lo que Lewis empezó a alcanzarme muy rápido. Pero cuando salió el coche de seguridad sabía que era mi oportunidad, era el primero con blandos. Sabía que le iba a adelantar, al cien por cien, pero no quería afectar su carrera y quería hacerlo lo más limpio posible. Porque además cuando sus duros se calentaran, podría tener una oportunidad”.

Cuando se le pregunta sobre la estrategia y porqué no pararon a su compañero de escudería con el coche de seguridad, el piloto madrileño es consciente de que para ganar, hay que mirarse a uno mismo: “No sé qué pasó delante. Sabía que con el coche de seguridad era una buena oportunidad para poner el neumático blando. Quería quitarme el duro lo antes posible porque no me estaba yendo. Sabía que pasar a Charles sería muy fácil en la resalida, al 100%, pero quería hacerlo de forma limpia porque sabía que todos los que estaban detrás le podrían atacar después. Lo hice lo mejor que pude y creo que él hizo un gran trabajo para terminar cuarto con ese neumático usado”.

También nos deja una anécdota divertida con Lewis Hamilton, al ser preguntado si al final de la carrera pudo hablar con sus padres: “Llamé a mi padre durante diez segundos antes del podio, porque sabía que estarían nerviosos. Hola mamá, hola papá, gracias, adiós”. Al oír aquello, Hamilton intervino: “Les dirías que les quieres, ¿no?” y Carlos respondió: “Sí, claro, pero no quería sonar muy cursi”.

Comparte este artículo:

¡Buscamos redactores!

¿Te gustaría escribir con nosotros y ser parte de este equipo que cada día va a más? Si quieres más información, pincha aquí.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.