Felix Rosenqvist habla sobre su relación con Pato O'Ward: "Somos un combo perfecto"

El piloto sueco vuelve a ponerse el mono de McLaren para otro año en la competición automovilística americana. Después de un 2021 en el que tuvo que estar ingresado en el hospital por un terrorífico accidente en la pista de Detroit en la primera carrera del año, Rosenqvist ha comentado en la rueda de prensa oficial del campeonato en la que ha estado presente Pitlane Motor que, este año, están más seguros sobre cómo van a trabajar sobre el asfalto "Esas temporadas te hacen más fuerte", dijo a los periodistas.

Felix Rosenqvist

Y es verdad que no fue su año, con dificultades en el manejo del coche que le costaron el resultado de la mayor parte de los circuitos mientras su compañero, el mexicano Pato O'Ward, cerró el año tercero en la clasificación. Pero este año, Felix Rosenqvist confía en posibles buenos resultados. "Es importante no intentar complicarnos en exceso ni luchar por objetivos demasiado grandes", comentó el sueco en la rueda de prensa, "pero no hay motivos para pensar que lo de Detroit, o lo de la anterior temporada, vaya a volver a pasar este año". La mayoría de los problemas el año pasado vinieron por la dificultad que encontró a la hora de manejar el coche, tal y como explicó. "

Nunca fue un coche fácil de conducir", analizó. "Pero creo que la temporada pasada encontramos algo que funcionaba, y los resultados mejoraron mucho a partir de ese punto. Esa pequeña confianza añadida me llevó a otro nivel, en realidad". También respondió varias preguntas sobre su trabajo con Craig Hampson, su ingeniero. "Me gusta hablar con él sobre el coche, y en general pasamos mucho tiempo juntos hablando acerca de la configuración del coche y de la vida en general, lo que creo que está bien", explicó. "Es necesario tener esa relación casi padre-hijo con tu ingeniero", bromeaba, "hemos pasado mucho tiempo juntos".

"Creo que nos llevamos muy bien a nivel personal, así que estoy encantado de trabajar con él. [...] Sus resultados hablan por sí solos. Lleva mucho tiempo en este trabajo, y la IndyCar es una categoría donde necesitas ese tipo de experiencia. No puedes ganar solo por ser, digamos, el ingeniero más inteligente. Tienes que sentir el deporte, saber qué está pasando y ser capaz de verlo con tus propios ojos, y creo que eso es lo que realmente tiene Craig", concluyó. Sobre su compañero de equipo, O'Ward, todo positivo para Rosenqvist. "Somos un combo perfecto, muy abiertos el uno con el otro", explicó.

Pasan mucho tiempo juntos tanto dentro como fuera de la pista, tal y como contó el piloto sueco, cenando y relacionándose, así que su dinámica va más allá de la carretera, lo que se traduce en un buen trabajo en equipo dentro de la competición. "No voy a hacer ningunas promesas sobre lo que se ha hecho o sobre lo que se va a hacer, pero digamos que estamos muy seguros de que hemos conseguido avanzar mucho en cuanto al manejo del coche, que fue el principal problema para mí el año pasado", concluyó Rosenqvist.

Habrá que esperar para ver los resultados de McLaren este año en la IndyCar 500, aunque, con lo que consiguió O'Ward en su primer año y con Rosenqvist más positivo y cómodo con el coche, parece que va a ser una buena temporada para el equipo.

Comparte este artículo:

¡Buscamos redactores!

¿Te gustaría escribir con nosotros y ser parte de este equipo que cada día va a más? Si quieres más información, pincha aquí.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.