Nelson Piquet quita valor a los títulos de Hamilton y cree que Verstappen le aplastaría en igualdad de condiciones

Nelson Piquet habló tras el Gran Premio de Baréin sobre la actuación de Max Verstappen. El piloto brasileño, que ganó el Mundial en 1981, 1983 y 1987, ha hablado a la web Motorsport.com y comentó que en la Fórmula 1 era difícil comparar pilotos pero que, en su opinión, Verstappen ganaría a Hamilton en un duelo en igualdad de condiciones. El brasileño también puso en duda la calidad de Valtteri Bottas.

F1

"En primer lugar, hay que tener en cuenta que la F1 es una categoría con coches diferentes, por lo que es muy difícil hacer una comparación directa entre dos pilotos si no están en el mismo equipo. Pero si Max pilotara para Mercedes, estoy seguro de que aplastaría a Hamilton", aseguró el brasileño.

Nelson Piquet fue muy claro hablando sobre la facilidad de los títulos de Hamilton: "Max es más agresivo. Puede que cometa errores con más frecuencia debido a esta agresividad, pero en mi opinión es mejor que Hamilton. Las cosas están demasiado fáciles para que Hamilton lo gane todo con Bottas a su lado como segundo piloto. Es un poco como Mansell y yo en Williams, con los otros pilotos muy atrás. Gané el campeonato de 1987 y no conducía como antes, porque tuve el accidente a principios de año, pero gané ese campeonato, con un poco de suerte. Debería haber ganado en 1986, pero gané en 1987".

Piquet no dudó en quitarle valor a su título del 87 para compararlo con los títulos de Hamilton: "Fue muy fácil. El coche era mucho mejor que los demás. Y Mercedes es mucho mejor que los demás en los últimos años". La crítica de Piquet no se paró en Bottas, también alcanzó a Rosberg: "No es que Hamilton no sea bueno. Pero tiene un piloto inferior a su lado y el anterior Rosberg era incluso peor. Rosberg ganó porque fue un año en el que Hamilton tuvo accidentes y abandonos".

Para acabar, Nelson Piquet Junior también ha querido dar su punto de vista y hacer una comparativa entre Lewis y Max aunque reconociendo que son dos grandes pilotos. "Lewis lleva 15 temporadas en la F1 y creo que, poco a poco, empiezas a perder esas ganas. Por otro lado, Max viene con un cuchillo entre los dientes. Lewis ya ha ganado siete campeonatos, así que viene con otro tipo de fuego. Y eso puede marcar la diferencia".

"Me gusta comparar a Max con un luchador de MMA, que viene listo para enfrentar cualquier desafío. Es diferente de Lewis, que ya ganó campeonatos y así sucesivamente. La experiencia de Lewis ayudará en algunas áreas, pero la voluntad y la agresividad de Max son mayores", añadió para concluir.