Fallece Adrián Campos, leyenda del automovilismo en España

Día triste para el automovilismo español. Ha fallecido Adrián Campos. Su ex-socio en GP2 Series Alejandro Agag posteaba en su perfil de Instagram una foto en recuerdo suyo poniendo "descanse en paz" y minutos después se ha confirmado el fallecimiento, por medio del equipo de F2 en el que era el director, Campos Racing.

Adrián Campos

Sin duda, Adrián Campos ha sido un hombre con una trayectoria ligada al automovilismo y ha contribuido a la historia de la presencia de España en la Fórmula 1. Fue uno de los pocos españoles que compitió en la máxima categoría de monoplazas, ayudó a Fernando Alonso a dar el salto a F1, tuvo participación empresarial en un equipo de GP2, fue uno de los impulsores del proyecto de escudería española Hispania Racing Team (que debutó en 2010, aunque Campos se apartó).

Además se comentaba la posibilidad de que desembarcase con un equipo español de F1 dirigido por él en un futuro no lejano. De hecho, en los últimos años había descubierto otro talento español para el automovilismo: Álex Palou, del cual ha tutelado una parte de su trayectoria y dijo que había visto en él cosas que no veía desde que estuvo con Fernando Alonso.

"Un trabajador de las carreras"

En una entrevista para El Confidencial en 2014 le preguntaron si el proyecto Campos Racing (como se llamó en un principio Hispania Racing Team) podía entrar ese mismo año en Fórmula 1 después de lo que pasó en 2010, a lo cual respondió: "Personalmente, soy un trabajador de las carreras, como Campos Racing no puedo, pero si a mí me ofrecieran un puesto sé como hacerlo".

"Pero como inversión personal, imposible, tampoco pude en su momento. Lo que aportaba no era dinero. En este momento, si tuviera la oportunidad para trabajar para una marca, claro que lo haría, pero son los grandes patrocinadores e inversores los que ven la rentabilidad. Alguien como yo solo puede aspirar a trabajar para ellos".

En otra entrevista para el mismo medio pero en 2018 dijo: “Sinceramente no pensé que llegaría hasta aquí, estar como mínimo veinte años. Por suerte o por desgracia es lo único que sé hacer, para lo bueno y para lo malo, y soy afortunado de vivir de lo que más me gusta. En aquel momento (el de su retirada como piloto) decidí trasladar todo aquello que había aprendido a aquellos jóvenes y talentos que pensaba que podían llegar".

"Me siento muy orgulloso de todo lo que hemos hecho y de las cosas que me gustaría hacer... imagínate si soy idiota”.

Descanse en paz y gracias por todo, Adrián.

Adrián Campos