Laia Sanz: "Si me lo preguntas en Arabia te diría que ya ha acabado mi etapa del Dakar en motos, pero no lo sé"

Pese a su situación física del Dakar 2021, Laia Sanz superaba todos los problemas y lograba acabar su 11º Dakar consecutivo en la categoría de motos demostrando su gran talento en el motorsport y en la carrera más dura de todo el mundo. Tras unos días de descanso, la piloto española ha concedido una entrevista a Mundo Deportivo en el que ha hablado de varios temas, empezando por su actual situación tras el Dakar que ha tenido lugar a Arabia Saudí.

Laia Sanz

Además, también ha hablado sobre la diferencia de la preparación física que ha tenido en 2021 con respecto a otros años. “Gracias a Dios estoy mucho mejor, aunque no estoy todavía al 100%, pero ya encontrándome mucho mejor y contenta de haber podido acabar este Dakar y ahora también acabar de centrarme en la recuperación y esperando dentro de unos meses encontrarme a tope y poder hacer un año normal”.

“Acabé muy machacada, pero tenía muchas dudas de si podría hacer tres días, antes del Dakar no tenía claro si después de una etapa tendría que retirarme. No solo por la falta de entrenamiento, que me preocupaba, sino sobre todo por cómo me encontraría esos días. Falta de entrenamiento si te encuentras bien vas tirando, pero al final he aguantado que ya es mucho. Porque sí he hecho el Dakar pero es que hace un año que no entreno prácticamente, así que si me voy encontrando bien me irá bien empezar a ponerme a tono".

“Prácticamente desde el confinamiento, en junio ya me empecé a encontrar mal y agosto-septiembre ya muy mal y tres meses buscando el diagnóstico y yo cagada, muy chungos porque no sabes que es, me pasaban cosas muy raras. Entonces encontramos rápidamente lo que era y no era tan grave. Aunque si es cierto que estuve dos meses en reposo por el tema del corazón, pero esta vez ha sido peor".

"Tiene arreglo, aunque hay gente que le cuesta muchísimo, y en momentos de bajón te puede atacar de nuevo, es una bacteria que se esconde muy bien y que puede dar negativo en los análisis y tenerlo y el tratamiento va según los síntomas”. Por otro lado, Laia reconoce que tuvo ganas de no competir en el Dakar junto con el hecho de donde colocaría esta edición en su carrera deportiva dentro del Dakar, pese a la situación tan complicada que ha vivido la piloto española.

“Ha habido momentos muy bajos este año y no solo por el Dakar sino por no saber lo que tenía y me pasaban cosas muy raras. Y conozco el caso de un piloto que después de tres años aún no ha podido correr en moto y todo esto asusta. El Dakar 2021 no ha sido tan fácil, pero en carrera, la adrenalina, cambia un poco y aguantas. Si es verdad que el día de descanso me sentó fatal, no sé si el cuerpo se relajó, pero al día siguiente lo pasé fatal y dos días después ya estaba mejor.

Laia Sanz.

“Acabar la 17ª no está nada mal, cerca del top-15 que es el objetivo. Sí que es verdad que el resultado es bueno, pero he estado lejos de pilotos con los que normalmente me peleaba y ha habido etapas que he perdido mucho tiempo, luego me quedé detrás del polvo que no puedes correr y pillé dos días. Otro año me hubiera enfadado y este, resignación. Ha ido todo bien, sin sustos. El Dakar de este año lo colocaría en un sitio muy especial, probablemente en mi top-3”.

“Me quedo con el 9º puesto y los dos 12º, especialmente el de 2019 después de estar parada y después estaría ahí, solo la gente que está cerca sabe lo que he pasado. Sí que es verdad que no ha sido el mejor resultado, pero es algo muy especial a nivel sobre todo personal, ha sido un Dakar muy duro por lo que había vivido este año y seguramente es uno de los que estoy más orgullosa”.

Para acabar, Laia Sanz ha hablado de su futuro en el Dakar mediante la categoría de las motos. Además de comentar lo siguiente sobre su llegada a la Extreme E y formar dupla con Carlos Sainz Senior como compañero de equipo. “Si me lo preguntas hace unos días allá en Arabia te diría que ya ha acabado mi etapa en motos, pero no lo sé. Ahora mismo quiero recuperarme a tope y luego plantear el futuro”.

“Está claro que ya no tengo 20 años, llevo 11 Dakar, y cada vez veo el tema de los coches como algo más cerca y que da más ganas porque el Dakar ha cambiado un poco, hay que asumir muchos riesgos para estar adelante y es algo de lo que tampoco tengo muchas ganas. La Extreme E la empezamos al final en abril, han aplazado un mes la carrera, y con muchas ganas de empezar esta aventura. Me puse muy contenta cuando me llamó Carlos”.

“Con el objetivo que tengo de acabar corriendo en coche el Dakar algún día esto es un muy buen paso, es muy buen principio para aprender sobre todo al lado de alguien con tanta experiencia y espero aprovechar esta oportunidad y hacerlo lo mejor posible y , sobre todo, aprender mucho. Pero si por un lado puede ser muy positivo, por otro es complicado porque solo hemos hecho un test oficial y sin haber hecho rodaje la presión de que ya vamos directos a carrera y a mí eso me penalizará comparado con otros rivales con mucho rally-raid”.

“Me faltan horas y no se aprende por arte de magia y vas a un campeonato sin test, con un tal Carlos Sainz que es muy competitivo, que lo querrá ganar y querrá lo mejor de mí y no será fácil, pero intentaré aprender a tope y rápido y será algo bueno estar cerca de Carlos para aprender al máximo. Ya me habían hablado de que Carlos estaba súper obsesionado y súper competitivo y lo ves, hemos hecho dos días y es un enfermo de probar el coche".

"La verdad es que estoy muy contenta con él, siempre he tenido buena relación con él, me ha respetado mucho y yo lo he admirado mucho y en este sentido nos podemos compenetrar bien. Ahora falta intentar hacer horas de coche a tope y dentro de las posibilidades intentar llegar lo mejor posible”.

Laia Sanz