Reparto de multas en MonteCarlo: Ogier, Del Barrio y Wydaeghe

La Federación Internacional de Automovilismo ha puesto las primeras multas de la temporada en el Rallye de MonteCarlo, en concreto por no llevar abrochado el casco.

Los equipos del Campeonato del Mundo de Rallyes son los primeros que tienen que dar ejemplo en lo que a seguridad se refiere, y hoy han quedado al descubierto. Las imágenes de algunos pilotos y copilotos han corrido como la pólvora por las redes sociales quedando al descubierto que no llevaban abrochado el casco. Una imprudencia que ha sido castigada por parte de la FIA, que ha impuesto tres multas económicas a dos duplas del equipo Hyundai Shell Mobis y una en el Toyota Gazoo Racing, ¡y además al campeón!

Sebastien Ogier, Carlos del Barrio y Martijn Wydaeghe, el nuevo copiloto de Thierry Neuville, han sido sancionados con 400 euros cada uno. El motivo ha sido por incumplir el artículo 53.1 del Reglamento Deportivo del Campeonato del Mundo de Rallyes, que hace referencia a la seguridad mencionando que "Siempre que un automóvil esté en movimiento en una etapa especial y hasta que control de parada, la tripulación debe usar cascos de protección homologados, toda la ropa y el equipo de seguridad requeridos de conformidad con Anexo L".

Los comisarios del Rallye de MonteCarlo han optado por la vía económica, pero no sería la primera vez que se descalifica a un equipo por un hecho similar. De hecho Dani Sordo se quedó sin la séptima posición en su primer Rally de Japón, en la temporada 2006, por no llevar los cinturones de seguridad abrochados en su Citroën Xsara WRC.