Max Verstappen cree que el factor clave para el dominio de Mercedes ha sido cuando cambiaron las reglas en 2014

Desde el inicio de la era de los motores híbridos en 2014, la escudería Mercedes se ha visto dominante ganado tanto el campeonato de constructores como el mundial de pilotos en manos de Lewis Hamilton. El único coche que le ha hecho frente a la escudería alemana ha sido Red Bull, aunque quedando siempre relegado al segundo lugar en el campeonato de constructores desde entonces.

BAHRAIN, BAHRAIN - DECEMBER 05: Alexander Albon of Thailand driving the (23) Aston Martin Red Bull Racing RB16 on track during qualifying ahead of the F1 Grand Prix of Sakhir at Bahrain International Circuit on December 05, 2020 in Bahrain, Bahrain. (Photo by Bryn Lennon/Getty Images) // Getty Images / Red Bull Content Pool // SI202012050269 // Usage for editorial use only //

Sobre este asunto, ha hablado Max Verstappen. En unas declaraciones a la web motorsport.com, el piloto holandés ha reconocido que el factor clave para el dominio de Mercedes ha sido cuando cambiaron las reglas en 2014. “Para serte honesto, pienso que si al final del 2013 las regulaciones no hubieran cambiado, creo que Red Bull podría haber hecho lo mismo, sabes, si el motor V6 no se hubiera introducido”.

“Es tan solo, que así lo creo, que le vino perfecto a Mercedes. Por supuesto, ellos estuvieron preparando para la era del V6 y es por eso que estuvieron equipados con buenas unidades de potencia desde el inicio. Y a mí parecer, eso les ha ayudado mucho”. Por otro lado, Max también reconoce que la escudería alemana ha hecho un extraordinario trabajo con su monoplaza.

“Creo que Mercedes ha hecho un monoplaza muy rápido y con buen tope de velocidad, por supuesto, se verá mucho mejor. Pero para estar seguros, también hicieron un gran coche. Eso es algo innegable”.