2.389 kms a la espera del error, Sainz con el objetivo de recuperar 40 min

Carlos Sainz y Lucas Cruz tendrán que afrontar la segunda semana del Rally Dakar 2021 al sprint y sin perder la estela de Peterhansel y Al-Attiyah si aún quieren ganar.

¿Está todo perdido en el Dakar 2021 para Sainz? La respuesta es que no, el Rally Dakar es una prueba impredecible y aunque es complicado, no es imposible. La dupla española del equipo X-Raid Mini tiene por delante seis etapas en las que tendrá que presionar a sus dos máximos rivales a base de buenos resultados, forzándoles a arriesgar y a cometer un error.

Con dos victorias de etapa, un tercer puesto, un cuarto, un noveno, un vigésimo mejor tiempo en la etapa tres y el vigésimo octavo en la Prólogo, Carlos Sainz y Lucas Cruz se encuentran terceros. Una posición que, en cualquier otra carrera, supondría estar a tiro de piedra de la victoria, pero en el Dakar las cosas son un poco más complicadas. Durante los primeros seis días de competición su compañero de equipo, el francés Stephane Peterhansel, ha demostrado ser un gran estratega. Sin ninguna victoria de etapa se mantiene al frente de la clasificación general con casi seis minutos de ventaja sobre Nasser Al-Attiyah. Por su parte, el piloto catarí de Toyota si que ha dado una gran lección de velocidad con tres victorias de etapa más la Prólogo.

A cuarenta minutos y treinta y nueve segundos del líder se encuentran los nuestros, la pareja española del Mini. Sainz y Cruz cuentan con las mismas armas que Peterhansel en lo que a la mecánica se refiere pero durante la presente edición del Rally Dakar no se han encontrado muy cómodos, en especial con la navegación. Durante varias etapas El Matador dejó claro en diferentes declaraciones estar desencantado con el formato que estaba tomando la carrera. Aunque en el equipo parece que han optado por hacer borrón y cuenta nueva, a testigo del buen resultado del día de ayer.

Mañana comenzará la segunda mitad de la prueba con seis etapas, en las que se disputarán un total de 2.389 kilómetros contra el cronómetro. Seis días en los que Sainz ve complicado remontar la diferencia que le separa de Peter, quien se está librando de las averías mecánicas y los pinchazos en este 2021. Pero aún quedan muchos kilómetros y parece que el madrileño no ha tirado la toalla, o por lo menos lo intentará. Estas eran sus declaraciones a Marca:

"A no ser qué pase algo no vamos a poder recuperar, aunque es cierto que aún quedan días difíciles y que pueden pasar muchas cosas. O pasa algo o va a ser imposible recuperar 40 minutos, pero lo que nos planteamos ahora es hacer un mejor trabajo, disfrutar y hacer una segunda semana mejor".

Carlos Sainz, Diario Marca

Pero Sainz y Cruz no son los únicos españoles que se mantienen en carrera en la categoría de coches, y sólo dos puestos por detrás se encuentra Nani Roma. El piloto catalán, que este año ha tenido que cambiar de copiloto en el último momento y está acompañado por el francés Alexander Winocq, está haciendo historia con el equipo Bahrain Raid Xtreme. Roma se encuentra liderando al equipo gestionado por Prodrive con un Hunter BRX que tocaba la arena por primera vez hace apenas dos mes. Es decir, están haciendo un test en plena carrera y el piloto de Folgueroles se encuentra a 25 minutos de Jakub Prygonski (X-Raid Mini) y a 54 minutos de Carlos Sainz.

Cerrando el top veinte se encuentran Isidre Esteve y Txema Villalobos, logrando hasta el momento la mejor participación del piloto de Repsol en el Rally Dakar desde que se pasó a los coches. En la posición 38ª, Monolo Plaza y Mónica Plaza continúan adelante con el prototipo BV2 de Sodicars Racing. Borja y Rubén Rodríguez se mantienen entre los 50 primeros en su primer Dakar, en el que compiten con un Toyota Land Cruiser del equipo FN Speed, ocupando la posición 47ª y aventajando en cinco puestos a Joan Font y Sergi Brugué, también con el equipo FN Speed y con un modelo de la marca japonesa.