Sergio Pérez quiere estar en la F1 el año que viene, y por eso el piloto mexicano sigue apurando los asientos disponibles para el 2021. Aunque desde que se anunció su salida de Racing Point se ha hablado de Alfa Romeo y Haas como sus opciones para el próximo pero sorpendentemente, la sorpresa ha saltado cuano Sergio Pérez podría conducir el año que viene en Williams.

Sergio Perez, Racing Point

Pese a que, en su momento, Williams ya había confirmado sus pilotos para 2021 (George Russell y Nicholas Latifi), el cambio de dueños puede abrirle las puertas al mexicano. Y aquí es cuando el dinero entra en juego, ya que el gran damnificado de esta situación sería el que menos dinero aporta a la escudería: George Russell.

Además, esto llega en un momento en el que el nivel en la pista de Russell no es demasiado bueno. De esta forma, Russell se podría quedar sin sitio en la parrilla del 2021. El inglés ha pasado de sonar para sentarse en Mercedes el año que viene a sonar para ver las carreras por televisión. Este ausencia sería una autentica lástima, pero si no consigue hueco como piloto titular, seguro que Mercedes contaría con George como tercer piloto como ocurrió con el frances Esteban Ocon.

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.