El piloto canario se volverá a poner a los mandos de un Citroen C3 N5, en este caso el del programa impulsado por la Michelin, RMC Motorsport y la Real Fedaración Española, para disputar el Rallye Islas Canarias.

Kevin Guerra se volverá a poner a los mandos de un Citroën C3 N5 aunque esta vez en asfalto.

Al igual que se anunciaba el elegido para pilotar el Citroen C3 N5 en La Nucía y Princesa, Michelin, RMC Motorsport y la Real Federación Española de Automovilismo hacían lo propio para el Rally Islas Canarias, que además será puntuable para el Campeonato de Europa de Rallyes. El candidato elegido para este programa en la prueba insular será Kevin Guerra.

Acompañado por su copiloto Dani Sosa, la dupla canaria se pondrá a los mandos del Citroen C3 N5 calzado con las gomas de la marca francesa. Tras demostrar su buen hacer sobre tierra con vehículos de esta categoría, ahora sera el turno de demostrar su talento en el asfalto donde cuentan con menos experiencia al haber disputado tan solo algunas pruebas a los mandos de un Skoda Fabia N3 en las Islas Canarias.

Una montura que el piloto canario ya conoce tras haber disputado dos pruebas con este vehículo sobre la superficie de . Guerra contará con la experiencia acumulada en Lorca y Arzúa a los mandos de un Citroën C3 N5, también de RMC Motorsport, además de haber disputado sendas pruebas en las islas canarias a los mandos de un Volkswagen N5, todas ellas sobre tierra.

Sin embargo, el Rally Islas Canarias sera todo un reto para Guerra y Sosa. Aunque la dupla canaria intentará realizar la mejor actuación posible, su verdadero objetivo no será otro que adaptarse lo más rápido posible al cambio de superficie e ir mejorando tramo a tramo con el coche.

En una prueba como el Rallye Islas Canarias, puntuable para el ERC, y con nuestras falta de experiencia en asfalto, hemos de ser prudentes y no pensar tanto en el resultado si no en adaptarnos y evolucionar dentro del coche.

Kevin Guerra

Una montura a la que se subirán en el mismo rallye ya que de momento no hay ningún test planificado que facilite el proceso de adaptación al asfalto y que permita llegar mas rodados a Guerra y Sosa de cara a esta importante prueba.

Una cita en la que además de contar con el apoyo de Michelin, la Real Federación Española de Automovilismo y RMC Motorsport seguirán contando con el apoyo de sus habituales patrocinadores como son Fuertwagen Motorsport, MMR Bikes, Ayuntamiento de La Oliva y el Cabildo de Fuerteventura.

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.