Racing Point

Debido a la polémica por la supuesta copia del Mercedes del año pasado por parte de Racing Point, la FIA ha decidido luchar contra cualquier tipo de copia entre los equipos. Algo complicado, pero que muchos equipos han acogido con los brazos abiertos.

Sin embargo, Racing Point, que sería el principal perjudicado de esta decisión ya que se verían obligados a diseñar su propio coche, ha afirmado que esta decisión por parte de la FIA no debería afectarles. "No creo que cambie nuestro modelo de negocios en absoluto. No somos el equipo más afectado", ha afirmado el jefe de la escudería, Otmar Szafnauer.

"Tenemos 500 empleados. La razón por la que no tenemos 700 u 800 empleados es porque carecemos de fabricación propia. Pero si obvias esto, somos lo mismos que los grandes equipos", ha dicho el rumano.

El jefe de Racing Point ha defendido la filosofía de la escudería: "Siempre hemos sido un constructor, desde los días de Jordan hasta hoy. Tenemos la capacidad de diseñar, desarrollar y construir todos nuestros propios componentes". Szafnauer concluía así: "Si las reglas se vuelven más claras, nos mantendremos dentro de los límites de esas reglas. No hay ningún problema".

Racing Point correrá con este coche este año y el siguiente, tras la decisión de mantener los coches por las crisis del coronavirus. Sin embargo, para el 2022, con el cambio de normativa, tendrán que diseñar su propio coche.

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.