A través de una carta enviada a todos los equipos de la parrilla, la FIA (Federacion Internacional de Automovilismo) está sondeando la posibilidad de un cambio que se implementaría en 2021: prohibir el modo clasificación del motor obligando a los pilotos a arrancar en el GP con la misma configuración de motor con la que clasificaron.

La FIA quiere prohibir la modalidad de motores de clasificación en 2021. Durante los últimos días se envió una carta a los equipos para explicar algunas novedades que le gustaría introducir en la próxima temporada que se disputará en una situación de estabilidad de las normas.

La intención de la FIA es “no ayudar” a Mercedes que logra un aumento de potencia en Q3 para permitir al equipo alemán un poco más de ventaja respecto a sus rivales, mientras que en ritmo de carrera la brecha se reduce significativamente.

Según las estimaciones de las mediciones de nivel sonoro y según recoge Motorsport.com, el motor de la marca alemana habría alcanzado 1.022 caballos de potencia en modo clasificación, un umbral inalcanzable para todos los demás fabricantes/motoristas.

Por lo tanto, la FIA haciendo uso de las reglas ya existentes para el parc fermé estaría dispuesta a prohibir los mapas electrónicos más potentes obligando a los pilotos a empezar con la misma configuración con la que clasificaron sin poder intervenir en carrera e intentar ver carreras más igualadas entre los equipos.

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.