El campeonato "Champions of the Future" ha echado a rodar este fin de semana en Zuera

Este fin de semana se ha retomado la acción en el Circuito Internacional de Zuera con el campeonato de nueva creación "Champions of the Future", del que el grupo RGMMC es el promotor.

Habían sido casi 5 meses sin que el Circuito Internacional de Zuera acogiera ninguna carrera pero esta espera ha llegado a su fin el pasado fin de semana. No se disputaba una competición menor, sino que el campeonato encargado de volver a poner en marcha la actividad era el campeonato europeo "Champions of the future".

Este campeonato se trata de una nueva serie de nueva creación que tiene como finalidad promocionar a las futuras estrellas del automovilismo mundial y, a la vez, servir de complemento y apoyo a las series ya existentes y dependientes de la FIA, como pueden ser los campeonatos de Europa y del Mundo de Karting.

En la lista de inscritos podíamos apreciar varios apellidos ilustres: el más mediático era el de Emmo Fittipaldi, hijo del dos veces campeón del mundo Emerson Fittipaldi y que este año compite por primera vez en Europa bajo el paraguas del Sauber Junior Academy Program. Otros nombres ilustres eran Oscar y Charlie Wurz, hijos del expiloto de Fórmula 1 Alex Wurz; Enzo Trulli, hijo de Jarno Trulli, o Brando Badoer, hijo de Luca Badoer.

Emmo Fittipaldi durante la repesca del domingo.

Sin embargo, la competencia era feroz, especialmente en las categorías de OK y OK Junior, donde hubo hasta 66 participantes inscritos que pelearon sin cuartel el sábado para poder conseguir uno de los 30 billetes que daban la posiblidad de poder correr el domingo las prefinales y las finales, lo que dio lugar a carreras de clasificación espectaculares en las que la lucha, los adelantamientos y los incidentes estuvieron a la orden del día.

Pese a todo, para aquellos pilotos que no tuvieron el privilegio de conseguir estar entre los 30 primeros con menor puntuación de su categoría (en las mangas de clasificación los puntos se dan a la inversa para luego, definir la parrilla de la prefinal de piloto con menos puntos al trigésimo piloto con menos puntos), aún había una última posiblidad para colarse entre los 35 mejores que conformarían las finales de OK y OK Junior. Tendrían que quedar entre los 5 primeros en las mangas de repesca el domingo por la mañana.

En las parrillas de las prefinales había pilotos ilustres, como Matteo de Palo y Simone Bianco en OK Junior, o Miron Pingasov y Ayrton Fontecha en OK. Los 4 tenían ritmo para poder entrar en sus respectivas finales pero, al tener uno o varios abandonos en las carreras de clasificación, no tenían otro remedio que intentar remontar lo máximo posible en la repesca. Al final ninguno de los 4 consiguió entrar en el TOP5 que permitía el pase a las finales aunque algunos, como Bianco, nos dieron un recital adelantando hasta 14 posiciones en únicamente 6 vueltas. El vencedor de la repesca en OK Junior fue Valerio Rinicella y en OK Marcus Amand.

Ya quedaba decidido quiénes iban a ser los 35 pilotos que disputarían las prefinales y finales en OK Junior y OK pero primero se disputarían las prefinales en las categorías Mini y KZ, en las cuales no había eliminatorias al haber menos cantidad de inscritos. En Mini ganaba el piloto de la pole position, el ruso Dmitry Matveev, con comodidad sobre el japonés Kean Nakamura. Nuestro representante Christian Costoya era tercero y el que sacaba mayor partido a la prefinal, ya que salía quinto. Los perjudicados fuero Mark Kastelic, que pasó de la tercera posición a la quinta, y Luna Fluxá, que cayó desde la sexta a la novena plaza.

En KZ saltó la sorpresa: Paolo Ippolito, el gran dominador del fin de semana, era sancionado con 5 segundos, lo que facilitó a su compañero, Brandon Nilsson, poderse llevar la carrera y la pole para la final. Brad Benavides quedaba tercero, lo que le daba la segunda posición para la final con la sanción a Ippolito. El italiano se veía relegado a la tercera posición.

En OK Junior ganaba la prefinal el chico de la pole, el checo Igor Cepil, seguido por Arvid Lindblad y Martin Stenshorne. El gran perjudicado era Coskun Ifrán, que caía de la segunda a la novena posición. Por último, en la prefinal de la categoría de OK se imponía el piloto del equipo de Charles Leclerc Jamie Day, por delante de Joe Turney y Nikita Bedrin. El piloto que ocupaba la pole, el finlandés Juho Valtanen, solo podía ser quinto.

Salida de la prefinal en la categoría de OK. Cepil mantiene la primera posición frente a Ifrán.
Jamie Day se prepara para disputar la prefinal en OK.

Ya en las finales, en la de los benjamines de la categoría Mini asistimos a toda una exhibición de Dmitry Matveev, que ganó con más de 3 segundos sobre Nakamura. El japonés se impuso en un duelo fratricida por la segunda posición que involucró a 7 pilotos. Mark Kastelic completó el podio. Nuestro representante Christian Costoya no pudo mantener la tercera posición que había conseguido en parrilla y cayó hasta la octava posición final. El mejor español finalmente fue Denis Curavale, sexto.

Batalla espectacular por la segunda posición en Mini.

En KZ Nilsson mantenía la pole pero Brad Benavides salía fatal y perdía la segunda posición en favor de Ippolito. Ippolito, con más ritmo, se iba acercando poco a poco a su compañero de CRG hasta superarlo. Nilsson era atrapado finalmente por Benavides pero al superarlo el español le dejó sin espacio y Nilsson se fue contra el muro a alta velocidad. Benavides fue descalificado por ello. Antonio Garay y Daniel Vasile heredaban el podio.

En la final de OK Junior la salida fue muy complicada: Arvid Lindblad arrinconaba a Lucas Fluxà y al reincorporarse este último a pista era embestido por el singapurense Dion Gowda. Este incidente causó una colisión múltiple y el vuelco de un participante: Harley Keeble, con lo que la carrera fue parada con bandera roja.

Keeble tras dar una vuelta de campana sin consecuencias.

En la salida buena, el poleman Cepil perdía posiciones y el liderato iba a parar a manos de Martin Stenshorne, que lideraba las primeras vueltas de carrera. A mitad de la prueba, sin embargo, Lindblad adelantaba a Stenshorne y el inglés ya no abandonaría la primera posición. En la pelea por el segundo lugar Stenshorne y Douwe Dedecker se tocaban y los dos caían posiciones lo que permitía que la segunda posición fuera a parar al inglés Freddie Slatter, que hizo una gran carrera saliendo séptimo. Igor Cepil completó el podio pese a no tener su mejor carrera.

Por último, en la categoría de OK la salida se tuvo que abortar en dos ocasiones pero, una vez se dio la salida buena, Jamie Day no dio opción a sus rivales y dominó la carrera de principio a fin, gran carrera del piloto pupilo de Charles Leclerc. Por detrás, Taylor Barnard y Nikita Bedrin no se acababan de descolgar del líder, pero a la vez en ningún momento pusieron en aprietos al piloto emiratí. Fueron segundo y tercero respectivamente. Destacar el papel de Barnard, que al principio de la carrera fue capaz de ganar posiciones desde la séptima plaza. Por contra, Joe Turney, que salía en la segunda posición, se quedó fuera del podio al acabar cuarto.

Jamie Day arrasó el domingo en Zuera en la categoría OK.

Fotografías elaboradas y editadas por Daniel Ballarín López. Todos los derechos reservados.

¡Buscamos redactores!

¿Te gustaría escribir con nosotros y ser parte de este equipo que cada día va a más? Si quieres más información, pincha aquí.