La categoría WRC perderá su nombre a finales del próximo año y los Rally1 liderarán la nueva pirámide de categorías presentada por la FIA.

Hace meses que la Federación Internacional de Automovilismo dio a conocer el nuevo sistema de categorías que pondrá en marcha en los próximos años en la disciplina de rallyes, y ha llegado el momento de conocer más detalles. Esta mañana la FIA ha desvelado los puntos fundamentales del nuevo reglamento técnico para los Rally1, los sustitutos de los WRC.

2020 y 2021, esa es la vida que le quedan a los modelos WRC dentro del Campeonato del Mundo de Rallyes que estrenará una nueva denominación a partir de 2022. Rally1, Rally2, Rally3, Rally4 y Rally5, esas serán las nuevas denominaciones que irán desde los modelos más potentes (los actuales WRC) hasta la categoría de iniciación (hasta el momento los tan poco populares R1). Un nuevo sistema que ya ha comenzado a desembarcar en los campeonatos con el lanzamiento de varios modelos este mismo año, como es el 208 Rally4 de Peugeot y el Clio Rally5 de Renault.

Pero hoy ha sido un día importante en este aspecto ya que la Comisión de Rallyes de la FIA, liderada por Yves Matton, ha dado a conocer parte del reglamento técnico de los que coches que están llamados a liderar los rallyes. Los nuevo Rally1 apostarán por una reducción de costes y de emisiones, convirtiéndolos en "coches verdes" con la llegada de la tecnología híbrida a sus motorizaciones. Motores que mantendrán una relación de entorno a los 3kg por cv y que contarán con tracción total, ligada a una caja de cambios de cinco velocidades similar a la que montan los actuales R5 (los Rally2). Mientras que los coches contarán un diferencia simple, sin diferencial central y solo un tren de transmisión cinemático.

En lo que se refiere a las suspensiones la FIA apuesta por la simplificación para bajar los costes y se implementarán amortiguadores simplificados con un alcance reducido para actualizaciones de homologación, se simplificarán los bujes, los portabujes y los diseños de barra estabilizadora y solo habrá una especificación de brazo de suspensión obligatoria. En esta misma línea prohíben la refrigeración líquida del freno y el beneficio aerodinámico generado por conductos ocultos.

Coches más rápidos de los Rally2, con una estética agresiva, con modelos que sigan la línea de los coches de producción y, sobretodo, permitiendo a las marcas reducir sus presupuestos. Estos son los puntos por los que quiere ir el Mundial de Rallyes en su categoría máxima a partir de 2022, un año marcado en rojo por el número de movimientos que se pueden producir en lo que a implicación de las compañías se refiere.

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.