Ferrari pide aclaraciones respecto al coronavirus y el GP de Australia

El equipo italiano de la mano de su jefe de equipo Mattia Binotto, ha pedido a Liberty Media y a la FIA explicaciones de como está la situación respecto al coronavirus de cara al GP de Australia

A poco menos de dos semanas para que se de el inicio del Campeonato de Mundo de Fórmula 1, la situación de alerta mundial a causa del coronavirus puede poner en peligro la primera cita de la temporada.

Y el primer equipo que se ha pronunciado ha sido Ferrari. Su jefe de equipo Mattia Binotto ha exigido tanto a la FIA como a la empresa dueña de la F1 Liberty Media explicaciones sobre que nivel de seguridad sanitaria se van a encontrar en Melbourne durante el fin de semana del GP de Australia.

Binotto quiere saber si va a haber restricciones de traslado del personal del equipo a Australia a causa del virus. Y no es el único equipo que se vería afectado, ya que Alpha Tauri, Haas y Alfa Romeo podrían unirse a Ferrari y renunciar a participar en el GP de Australia si no pueden desplazar el personal necesario. Recordemos que Italia es uno de los países europeos con más casos de coronavirus y estos cuatro equipos tienes en mayor o menor medida relación con el país transalpino.

"Llegar a los test ha sido difícil. Algunos de nuestros ingenieros que van allí se han quedado en casa, así que en vez de arriesgarse a estar allí y eventualmente quedarse por unos o muchos días, se quedaron en casa. Creo que lo que necesitaremos es simplemente tener la seguridad antes de salir. No creo que debamos descubrir cuando estemos allí qué puede ser o cuál será la situación. Así que, si hay algún examen médico, necesitamos saberlo. Necesitas saber exactamente de qué se trata. Necesitamos entender cuáles son las consecuencias en caso de que exista un problema. necesitamos proteger a nuestros empleados. Tenemos una responsabilidad colectiva e individual hacia ellos. Y es importante, realmente, asegurarse de que antes de salir, cualquiera que sea el escenario, sea conocido y claro”, ha declarado Binotto.

Para aclarar la situación y tranquilizar a los equipos, el CEO de Liberty Media Chasey Carey se reunió con los equipos el viernes aprovechando la última jornada de test en Barcelona.