Haas quiere revertir su mala situación empezando en Hockenheim

El equipo Haas llega a Alemania envuelto en polémicas y malos resultados. Desde el box confían en que la suerte les sonría y tener un buen fin de semana que les ayude a revertir la situación.

Así llegan los pilotos a Alemania

Romain Grosjean: El piloto francés se encuentra en una situación delicada. Los rumores de su marcha de Haas se desataron tras el último Gran Premio de Gran Bretaña debido a su bajo rendimiento. El equipo negó tales rumores y confirmó al piloto para Alemania. No obstante, Grosjean se encuentra obligado a mejorar sus resultados y este es su objetivo para Hockenheim. Romain es 17º en el mundial con tan solo 2 puntos.

Kevin Magnussen: El danés llega a Alemania en una situación más ventajosa que su compañero. Magnussen llevará en su monoplaza una mejora aerodinámica mientras que Grosjean mantiene el paquete original. Además de las actualizaciones en el monoplaza, Magnussen aventaja en 12 puntos a su compañero y es 12º en el mundial.

Así llega Haas a Alemania

El pasado Gran Premio de Gran Bretaña fue otro desastre para la ya larga lista de fracasos de Haas. Sus dos pilotos volvieron a chocar entre ellos y protagonizaron un nuevo abandono. Mantener a sus dos pilotos en pista es solo uno de los objetivos de Haas para el Gran Premio de Alemania. Mejorar sus resultados para empezar a ver la luz al final del túnel es el objetivo fundamental del equipo para este fin de semana. Haas es penúltimo en el mundial de constructores.

Expectativas del Gran Premio

Declaraciones extraídas de www.formula1.com (Traducción propia)

Romain Grosjean:

"Invertir configuraciones de los coches fue una buena prueba para hacer en Silverstone. Fue una decisión difícil para el equipo, pero una buena prueba. Cuando trajimos la actualización en Barcelona, quise volver a la que probé el viernes por la tarde. Para mí, las sensaciones no fueron demasiado buenas en la parte trasera, especialmente en las curvas de media y alta velocidad. Las sensaciones no fueron buenas en esas curvas desde entonces. Volviendo al paquete de Melbourne, el coche fue mejor en estas áreas. Esto muestra que algo no estaba funcionando como esperamos. Ahora los chicos de aerodinámica lo están investigando, pero sabemos que ha sido nuestro punto débil. Obviamente, este paquete de lanzamiento tiene algunas limitaciones también, tiene menos carga aerodinámica, pero mejor estabilidad. No cambia mucho, para ser justo. Voy a Hockenheim con el mismo objetivo de siempre. Siempre intento hacerlo lo mejor que puedo, tener una buena carrera y estar orgulloso de lo que has hecho. Si es un Top 10, genial. Pero si no lo es, has dado el máximo".

Kevin Magnussen:

"Todavía estamos buscando experimentar y aprender todo lo que podamos con los problemas que estamos teniendo. Con suerte, las actualizaciones que traemos a Hockenheim no solo nos darán respuestas, sino más rendimiento. Sería bastante impresionante si pudiéramos terminar la primera mitad de la temporada con éxito. Pero, obviamente, necesitamos ser realistas con las expectativas y mantenernos centrados en nuestro objetivo, que es tratar de aprender y comprender para poder rendir a un nivel alto lo más pronto posible. Pienso que volver a los repostajes sería muy bueno, creo que tendría un efecto positivo en los neumáticos. Haría carreras más cercanas entre los coches. Sería más divertido para los pilotos y más desafiante en las carreras, porque los coches serían más rápidos con una carga de combustible más ligera. Creo que el repostaje es una buena medida, pero creo que sería genial mantener algunos coches rápidos que puedan seguir a otros más fácilmente. Tal vez están produciendo más aerodinámica y carga aerodinámica desde la parte inferior del coche, desde el suelo. También recursos más equilibrados para los equipos para tener una competición más estrecha entre la parte delantera y la parte trasera de la parrilla".

Guenther Steiner, jefe del equipo Haas:

"Decidimos tener configuraciones diferentes para obtener datos y entender mejor cuál es la diferente entre los dos coches, buena o mala, después podemos ver dónde podemos hacer mejoras. No estábamos seguros de si la actualización que llevamos a Barcelona fue mejor o no. Estamos gestionando esto nuevamente en Hockenheim, que es una pista diferente con diferentes temperaturas –serán mucho más altas– y, como todos sabemos, no pudimos obtener demasiados datos de la carrera en Silverstone de ninguno de los coches. Desde la perspectiva de la configuración, esto no es un gran problema. Cada piloto tiene sus propios ingenieros trabajando en ello. Principalmente, donde se agrega trabajo es para los ingenieros cuando vuelven a casa, que tienen que comparar datos y hacer el coche mejor. El trabajo de configuración no es una gran diferencia. Con certeza, no hace las cosas más fáciles, pero con un poco más de trabajo que necesitamos hacer, podemos manejarlo.

Hemos cambiado algunas partes del coche. No hay un área específica en la que nos estemos centrando. Estamos haciendo el coche, en general, mejor, más manejable, con más carga aerodinámica, lo que siempre ayuda a ser más rápido. Estamos intentando hacer que los neumáticos funcionen mejor para nosotros. Esta es la mayor actualización que podemos hacer hasta el momento y esto tiene mucho que ver con la carga aerodinámica. Estamos haciendo un gran esfuerzo para mejorar la situación en la que estamos. Necesitamos comprender dónde estamos y dónde no estamos trabajando en la dirección correcta. Esto es lo que tenemos que hacer".