Renault teme la capacidad de mejorar de McLaren

La escudería Renault, en boca de su director técnico Bob Bell, ha admitido que están preocupados por la capacidad de McLaren en mejorar su monoplaza a lo largo de la temporada. A partir de ahora, cada carrera se verá influida por el trabajo realizado en las fábricas entre carrera y carrera.

Tras las tres primeras carreras del Mundial, la diferencia entre Renault y McLaren en el Mundial de Constructores es de 3 puntos, con la escudería naranja por encima de la escudería amarilla, con el cuarto puesto de la clasificación. El principal problema de las escuderías no es la distancia entre ellos, sino la distancia con los tres equipos de arriba: Mercedes, Ferrari y Red Bull.

La escudería francesa esperaba reducir en invierno su distancia en pista con Red Bull, pero no lo ha conseguido. Así lo confirma Bob Bell: "Diría que estamos decepcionados por no estar más arriba, esperábamos mejorar y estar más cerca de los tres equipos de delante".

Bob también ha comentado cómo ha cambiado su relación con la escudería McLaren tras el anuncio de esta última de utilizar en el 2018 el motor de la marca francesa: "Nos preocupó cuando decidieron utilizar uestra motor, pero estamos contentos con la manera en la que nos hemos gestionado con McLaren". Además, señala cómo han aparecido dos rivales nuevos este año: "Claramente Toro Rosso y Haas han hecho un gran trabajo durante el invierno y nos han complicado mucho la vida".

Asimismo, Bell deja claro que a partir de ahora la guerra en las fábricas va a ser tan importante como la guerra en la pista: "Va a ser una lucha muy apretada con McLaren todo el año. Son muy buenos desarrollando para recuperar lo que pierden desde el inicio, va a ser duro. Esperábamos estar un poco más arriba, pero esto no es una ciencia y sabemos que podemos hacer un gran trabajo en el desarrollo del monoplaza durante la temporada".