La Fórmula 1 se queda fuera de los premios "Acción del año" de la FIA

La Fórmula 1 no figura en las diez mejores maniobras de 2017 según la votación de la Federación Internacional de Automovilismo.

¿Nos falta emoción en la Fórmula 1? Aunque con la agresividad de pilotos como Lewis Hamilton o Max Verstappen al volante parecía que el espectáculo estaba resuelto, todo apunta a que no. La Federación Internacional de Automovilismo ha hecho pública la lista con las diez mejores maniobras de 2017, que optan al premio "Acción del año 2017", y la categoría reina no está presente. La Fórmula E, el Mundial de Resistencia con el Mundial de Rallyes son algunos de los candidatos; mientras que lo más cercano a la Fórmula 1 lo encontramos con la batalla de Lando Norris y Joel Eriksson en Fórmula 3.

Es curioso porque la Fórmula 1 no está presente pero si que está la versión eléctrica de la categoría reina. El ePrix de la Ciudad de México ha entrado en la lista con el adelantamiento de San Bird a Jerome D'Ambrosio, con quien mantuvo una intensa batalla durante toda la carrera hasta que una trazada por el exterior, donde estuvo a punto de perder el control de su monoplaza, le permitió alargar la frenada de la siguiente curva y llevarse el interior por unos escasos milímetros entre los dos coches.

Seguimos hablando de circuito y lo hacemos en el Mundial de Resistencia, que cuenta con dos candidatos. En la categoría LMP1 encontramos el reflejo de lo que ha sido el final de una era, de una batalla al segundo entre Porsche y Toyota, con un mano a manos entre ‘Pechito’ López y André Lotterer en la parte final del Circuito de las Américas y que termina con el de Toyota por delante. Mientras que en la categoría GTE la FIA ha escogido un movimiento maestro de James Calado en Fuji, donde logra colar su Ferrari por delante del Porsche de Frédéric Makowiecki con un derrape digno del mejor drift.

Aunque si la batalla entre Ferrari y Porsche ha sigo espectacular en el WEC, en el Mundial de Turismos la maniobra del año se la lleva Honda y Volvo. Bajo una lluvia torrencial en Motegi, Esteban Guerrieri recibía un toque en la parte trasera de su Civic por parte de Thed Björk, pero el argentino supo mantener el control de su coche sin dañar el coche y sin perder la posición con el piloto de Volvo.

Una situación similar a a que se vivió en la cita alemana del Campeonato Europeo de Camiones. En la salida de la curva 1 de Nürburgring, Anthony Janiec pierde tracción y su MAN cruza la pista completamente cruzado. Aún así el piloto logra recuperar esta gigantesca mole sin tocar a otro participante o las protecciones y seguir en carrera.

Lando Norris y Joel Eriksson han sido los grandes protagonistas en la temporada de Fórmula 3, aunque la FIA ha seleccionado la siguiente batalla. En ella el piloto de McLaren intenta arrebatarle la posición al sueco, que se defiende con uñas y dientes para no ceder la posición. De lado a lado de la pista, los dos pilotos se miden en cada frenada, incluso se llegan a tocar.

Y cerrando el apartado de los circuitos por la base, por el karting. En el Circuito de Genk, el campeón Paolo de Conto se pone primero en una espectacular adelantamiento deslizando las cuatro ruedas de su kart por el interior. Un movimiento maestra de un piloto con un gran futuro en el mundo de la competición.

Los rallyes también se han colado en esta listo gracias al finlandés Esapekka Lappi. El debutante en la categoría absoluta del Mundial de Rallyes, con Toyota, ha demostrado durante toda la temporada su gran potencial y en Portugal dejó un espectacular salto en el mítico tramo de Fafe.

El Mundial de RallyCross en un campeonato que ha ganado muchos aficionados esta temporada y con movimientos como el siguiente, no nos extraña. La sexta carrera de la temporada, en Noruega, nos dejó una impresionante cruzada del piloto de Ford Andreas Bakkerud, trazando por el exterior con su Focus completamente de lado y de cara a sus rivales.

Y terminamos con el Campeonato de Europeo de Rallyes y un piloto de la categoría R2. El protagonista es Aleks Zawada, a los mandos de un Opel Adam, en el Barum Czech Rally Zlín, en la República Checa. El piloto polaco ha sido artífice de una de las mayores salvadas del año al perder el control de su Opel en un salto y recuperar en una espectacular movimiento de contravolantes, librando el golpe y pudiendo continuar en carrera.