Hamilton gana en Austin y se corona tricampeón del mundo

Lewis Hamilton ha ganado la carrera más bonita de la temporada en Estados Unidos y se ha hecho además con el tricampeonato gracias a los resultados de Nico Rosberg y Sebastian Vettel. Es el tercer título del británico, que apenas ha dado opciones a su compañero tras una temporada brillante.

Hamilton, tricampeón del mundo

Después de toda la lluvia del fin de semana llegó la carrera y se abrió el cielo. Con neumáticos intermedios y pista mojada comenzó la carrera y comenzó el espectáculo. Lewis Hamilton y Nico Rosberg no cedieron un centímetro en la primera curva y ambos alargaron el vértice, llegando incluso el alemán a salirse para no colisionar con el británico. A punto estuvieron los Red Bull de hacerse con la primera posición, pero Hamilton aguantó y empezó a tirar de la carrera, sin conseguir despegarse de los pilotos de Milton Keynes. Más toques hubo en la parte trasera de la parrilla. Fernando Alonso, que partía noveno, salió tan bien como suele acostumbrar y ya estaba séptimo en la primera frenada, pero Felipe Massa se pasó de revoluciones y le tocó por detrás, haciéndole trompear y pinchar uno de sus neumáticos. Ahí perdió el asturiano todas las oportunidades que había ganado tras la buena clasificación de esta tarde. Los otros perjudicados de esta salida fueron Valtteri Bottas y Felipe Nasr, que tuvieron que cambiar el alerón delantero.

En la vuelta 6 Dirección de carrera decidió sacar el Virtual Safety Car para que los comisarios pudiesen retirar los restos de fibra de carbono del trazado. En el reinicio de la carrera Rosberg fue el más listo y pasó a los dos Red Bull, que se despistaron con el cambio. Un par de vueltas después Kvyat se tiró en la última curva a por Rosberg, pero no consiguió parar el coche y tuvo que tomar la escapatoria. Esa maniobra le costó a Rosberg la segunda plaza, pero en favor de Ricciardo, que se fue a por Hamilton. Le consiguió pasar en la vuelta 15 con asombrosa facilidad y puso distancia de por medio. Rosberg olió la sangre y le mostró el coche a su compañero, que las estaba pasando canutas para mantener el coche en pista con unos intermedios que ya eran slicks. En la parte de atrás la lucha estaba entre los Toro Rosso y los Ferrari. Räikkönen enfadado, reclamaba por radio a su equipo que Verstappen le estaba echando en cada curva fuera de la pista. El holandés, que se subía por las paredes, atacaba cada hueco como si fuera el último, como suele hacer.

Múltiples abandonos y Safety Car

Antes de llegar a las 20 vueltas los pilotos empezaron a pasar por el pit lane para poner los neumáticos de seco. La pista todavía no estaba para ello, pero los intermedios estaban en las lonas, así que se vieron obligados a parar antes de tiempo. Eso provocó algunas salidas de pista, como la de Räikkönen, que perdió el Ferrari en la frenada e impactó contra el muro. Parecía abandono, pero el finés se empeñó en sacar el coche de la grava y lo consiguió. Pasó por boxes para cambiar el alerón delantero y los neumáticos y salió 15º, justo detrás de Alonso, que intentaba reducir la distancia al top 10. Por primera vez en la temporada vimos mucha lucha en la parte delantera de la tabla, animada por la aparición de Red Bull gracias al menor déficit por motor en pista mojada. Se empezó a secar la pista y los de Milton Keynes empezaron a desaparecer. Ricciardo perdió la posición con Rosberg después de un error y casi a la vez Kvyat la perdió con Hamilton y, posteriormente, con Vettel, que venía muy rápido desde atrás.

Su compañero, Räikkönen, tuvo que abandonar en la vuelta 27, como Ericsson. Al de Ferrari le pidieron que retirase el coche por radio, mientras que el sueco se quedó parado en medio de la pista y obligó a la salida del Safety Car. Todos los pilotos, a excepción de los Mercedes y los Red Bull, pasaron por boxes para poner un juego nuevo de neumáticos de seco, aunque hubo diversidad de opiniones. Algunos eligieron los blandos y otros los duros, pensando quizás en llegar al final sin tener que parar de nuevo. En el relanzamiento de la carrera Kvyat volvió a pasarse de frenada y le regaló la cuarta plaza a Vettel, que atacó a Ricciardo con el ánimo de subirse al podio. Alonso también ganó posiciones y se colocó undécimo, tras Carlos Sainz, al que no tardó en pasar. El compañero del madrileño, Verstappen, hizo gala de su descaro y apretó a los Red Bull para colocarse en la cuarta plaza tras un nuevo error de Kvyat. Ricciardo también sufría los ataques de los pilotos que venían por detrás, entre ellos Hülkenberg. La pelea acabó con el de Force India con la suspensión delantera y el alerón roto. Dirección de carrera decidió sacar el Virtual Safety Car para retirar el coche y pusieron el incidente bajo investigación.

Accidente de Kvyat y segundo Safety Car

A menos de 20 vueltas para el final y aprovechando el VSC, Rosberg y los Red Bull pasaron por boxes para colocar el segundo juego de neumáticos de seco. El de Mercedes salió encendido y fue ganando posiciones hasta colocarse segundo, solo por detrás de Hamilton, que discutía con su equipo por radio cuando parar e incluso si hacerlo, pensando quizás en una estrategia suicida, pero un accidente de Kvyat lo cambió todo. En la vuelta 43 el ruso perdió definitivamente el control y estrelló su monoplaza antes de la última curva. Salió el Safety Car y Hamilton lo aprovechó para pasar por boxes, cambiar sus neumáticos y volver a la pista por detrás de Rosberg. Junto al británico pararon pilotos como Vettel, Sainz o Button. En el relanzamiento el de Ferrari pasó a Verstappen y Hamilton ganó la posición a Rosberg tras un error tremendo del alemán.

En la parte media de la tabla la lucha fue preciosa. Todos los pilotos iban con el cuchillo entre los dientes tratando de ganar todas las posiciones posibles. Alonso, que estaba quinto en el relanzamiento, perdió potencia y cayó a la décima plaza, avisando a su ingeniero de que quizás debían retirarse, pero le pidieron que se quedase en pista con la intención de ganar algún punto. Sainz fue ganando posiciones y dejó muy buenos adelantamientos para acabar en la sexta posición, aunque tenía pendiente una sanción de 5 segundos por exceder la velocidad en el pit lane y cayó a la séptima. Alonso, a pesar de la remontada desde la última posición, ha acabado undécimo por los problemas de potencia en el último tramo de carrera.

Tabla de tiempos

Comparte este artículo:

¡Buscamos redactores!

¿Te gustaría escribir con nosotros y ser parte de este equipo que cada día va a más? Si quieres más información, pincha aquí.