Punto y final para la hegemonía del automovilismo francés dentro del Campeonato del Mundo de Rallyes, que regresa a Toyota con Ott Tanak y Martin Järveoja.

¡Se acabó! Después de quince años de dominio por parte de Sebastien Loeb y Sebastien Ogier en el Campeonato del Mundo de Rallyes, una nueva bandera pasa a comandar el título. Ott Tanak y Martin Järveoja han confirmado su hueco en la historia del Mundial con la confirmación del título en el RallyRACC de Cataluña, regresando a la vitrinas de Toyota 25 años después de que lo lograra el francés Didier Auriol a los mandos de un Celica.

Desde su desembarco en el equipo Toyota Gazoo Racing, Tanak y Järveoja han ido confirmando que la apuesta de Tommi Makinen había sido la acertada, llegando a ser uno de los candidatos al título en su primera temporada con el Yaris, sumando cuatro victoria. Pero sin duda este 2019 ha sido su año de confirmación, y han demostrado un ritmo endiablado en todo tipo de superficies, desde el hielo de MonteCarlo hasta el asfalto de España, pasando por los polvorientos caminos de México, los bosques de Finlandia o las complicadas carreteras de Alemania.

Ogier, Neuville y Tanak eran los grnades señalados por las quinielas a principio de temporada, y en MonteCarlo iniciaron un batalla que ha hecho vibrar a los aficionados durante los últimos días meses. En casa del francés, poco pudieron hacer los pilotos de Hyundai y Toyota, que si que consiguieron meterse en el podio. De ahí el campeonato se trasladó al norte de Europa para enfrentarse a la única cita de invierno, y ahí Tanak dio en el clavo. Sumando seis de los dieciseis scratchs en juego, los estonio consiguieron su primera victoria de la temporada, lo que les lastraría en un Rally de México en el que se tuvieron que conformar con ser segundos, por detrás de Ogier. Mientras que Francia y Argentina supondrían un paréntesis en la lucha por los podios de Tanak, siendo sexto en la primera prueba de asfalto y octavo en la tierra de Argentina.

Pero la gran apuesta de Tommi Makinen aún tenía mucho que decir y en el debut de Chile dentro del Mundial de Rallyes demostraron de que pasta estaban hechos, batiendo a dos grandes figuras del campeonato como Ogier y Loeb. Al igual que haría en Portugal, donde dominaron el rallye prácticamente desde el primer tramo. Cerrando la primera mitad del campeonato en la Isla de Cerdeña, donde eran quintos por detrás de Sordo, Suninen, Mikkelsen y Evans.

Tras un parón veraniego, la actividad regresó pasados dos meses en el siempre complicado Rally de Finlandia, donde volaron. Los bosques del norte de Europa no entrañan secretos para Ott Tanak, que se las tuvo que ver con los locales Esapekka Lappi y Jari-Matti Latvala. Al igual que brillaría en Alemania, marcando el scratch en el primer tramo y abandonando la primera plaza tan sólo por un momento en el primer bucle del rallye. Un fin de semana que quedará marcado en la memoria de un equipo Toyota arrollador, copando las tres primeras posiciones del podio con casi medio minuto de ventaja con sus rivales.

Pero no todo ha sido un camino de rosas para Ott Tanak y en Turquía vivió un fin de semana muy amargo, sufriendo barios pinchazos y problemas mecánicos en el Yaris. Una combinación que no le permitió ni tan siquiera entrar entre los diez primeros de la general, aunque el equipo recuperaba la sonrisa en Gales, una prueba que el año pasado se le atragantó pero donde en 2019 sentenció su sexta victoria del año. Doce pruebas que le permitían llegar a España con opciones que confirmar su primer título en el Campeonato del Mundo de Rallyes, y así ha sido.

Llegar líder le ponía en una complicada tesitura para la jornada del viernes, la única sobre tierra y en la cual tuvo que abrir pista. Aún así el estonio jugó bien sus cartas y logró cerrar el día entre los cinco primeros, manteniendo vivas sus opciones para luchar por cotas mayores. Su oportunidad estaba en el asfalto y el sábado, especialmente en el segundo bucle, el Yaris demostró estar un paso por delante de los Hyundai, que habían sido los grandes dominadores hasta el momento. Con cuatro scratchs conseguía desbancar a Sebastien Loeb del podio y ponía contra las cuerdas a un Dani Sordo obligado a aguantar, por el bien del equipo. Pero el estonio no dio tregua y salió a por todas en el último tramo, consiguiendo no sólo los cinco puntos extra si no también la segunda posición en la general, desplazando a Sordo a la tercera posición. De esta forma dejan sin opciones matemáticas a Thierry Neuville y Sebastien Ogier a falta de una prueba para el final.

Puntos Piloto Coche
263 O. Tanak Toyota Yaris WRC
227 T. Neuville Hyundai i20 Coupé WRC
217 S. Ogier Citroën C3 WRC
102 A. Mikkelsen Hyundai i20 Coupé WRC
102 E. Evans Ford Fiesta WRC
98 K. Meeke Toyota Yaris WRC
94 J. M. Latvala Toyota Yaris WRC
89 D. Sordo Hyundai i20 Coupé WRC

Ott Tanak se convierte en el cuarto piloto que consigue llevarse el Campeonato del Mundo de Pilotos con la marca Toyota, tomando el testigo de Carlos Sainz, Juha Kankkunen y Didier Auriol. Además pasa a ser el piloto que ha roto con el dominio de Federación Francesa de Automovilismo, que ha visto como Sebastien Loeb y Sebastien Ogier, dos pilotos salidos de su escuela, se han llevado los últimos quince títulos. Pero aún hay cosas en juego, en Australia el Campeonato de Marcas se decidirá entre Hyundai y Toyota.

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Te pueden interesar

¿Quieres que te llegue al correo una selección de nuestros mejores artículos y alguna que otra sorpresa? Únete a la lista de correo que más te interese.

Holler Box